Thursday, April 10, 2008

Percepciones del Mar. Un poema de Lou.


Percepciones del mar.


Río, que te llevaste todo entre las piedras
la casa que habitamos de ella nada quedó
y los pasos con nuestras huellas/ fueron borrados y así te fuiste
hacia otros mares
donde no se vuelve a regresar jamás
ni siquiera la arena reconoció mi pie:
pasos míos entre tus aguas
que un día mis manos con pétalos de lilas regó.

¿A dónde has ido que no logro encontrarte?
¿Qué buscas, qué has hecho de las tardes nuestras
y del tiempo andado? ¿Acaso enciendes luces
en poemas nuevos y olvidas lo que es
imposible borrar?
Yo sé que no recuerdas las cosas que pasaron
intuyo que no estás y te has perdido
más lo que existe y dejamos nunca se olvidará.

Poema: finales de Marzo y 2 de Abril



9 comments:

teresa coraspe said...

Río La Candelaria, a sólo 15 minutos de mi casa. Ahora existe una posada de un amigo poeta y arquitecto: Wilfredo Velásquez, es un sitio maravilloso y del cual iré colocando fotos. Wilfredo aparece en el blog con unos poemas para los lectores. Un abrazo y esta poesía del Mar. Lou.

vocesdehoy said...

Ese mar que nos separa.
Ese mar que reunifa.
Esa ola que me extraña,
esa sal que me castiga.

¿ Dónde estás que no te escucho?
¿ Dónde estás que no te veo?

Háblame con tu brisa,
llévame contigo lentamente
enterrando mi añoranza con tu espuma.

Fui a comentar pero la fuerza de tu "marea" me llevo a los versos

Un abrazo

Gabriela said...

Bueno el tercer tigre se levanta de su silla y qué hace: LOS APLAUDE A LOS DOS.

Saludos Gabriela.

teresa coraspe said...

Si la "marea" es creadora, que vengan todas con la fuerza de la creación poética, que tanto tienes y te acompaña, Pedro. Un abrazo.
Y en cuanto a Gabriela, más racional creo, en su comentario. Gracias por estar en estos torbellinos. Tere.

Gabriela said...

Si, Teresa, mi comentarios literarios, creo son en su gran mayoría racionales, tenés toda la razón.
Por eso luego de leer el contenido anterior te dejo esto, para salir de la estructura de la racionalidad.






“Esta manía de nombrarte en mi silencio
mientras preparo el almuerzo…”

Juan Guerrero





Tengo la costumbre

de ponerle nombre a las cosas,

esas cotidianas

en las que pocos se fijan

y pasan desapercibidas

al tacto de la memoria.

Y me apego a las costumbres,

la lluvia

me recuerda la primera vez

que tocaste mi espalda

y las lentejas

al inaugural encuentro de las causalidades.

La poesía fue la excusa,

no para nosotros

sino para el plan preestablecido de la vida.

Bueno sigo con el almuerzo,

son las once y cincuenta y uno,

fui a buscar unas verduras

y entre ellas hallé una manzana,

no quiero describirte

a que rincón me lleva

del pecado en nuestra historia.







Título: La selva de tus ojos





11 de Abril de 2008 (Gabriela Abeal)

teresa coraspe said...

Así nos caemos a poemas, como batear una pelota y salimos de esto: sí bien bonito, está bello, que sigas así, que si tú, que si yo...

entonces aceptaste la idea y ves que no era mala. Un abrazo desde este rincón de silencio y mareas rotas. Tere. PD: Porque yo estoy tratando de salir, mira que no respiro y también tratando de llegar a la orilla.

loki vinodelfin said...

La fluidez del agua. Que gran ayuda para cuando uno está atascado en inverosímiles problemas. Un vistazo al agua me hace sentir diferente. La facilidad se apodera de la vida. Y confieso algo aquí. El amor por una mujer imposible me invade. Y el agua hará que el cauce llegue al lugar que le corresponde.

Besos de loki vinodelfin.

teresa coraspe said...

Gracias por entrar al blog del mar, las mareas y los ríos; porque de estos elementos sacamos fuerzas para vivir y sentirnos en plenitud; aunque nos acerquemos al borde del abismo en aguas oscuras, siempre el sol nos dará su calor y nos regalará un arcoiris. Saludos a Loki, extraño nombre ¿es un pseudónimo?. Y que encuentres de lo imposible lo posible.
Un abrazo. Teresa Coraspe.

guijarroamatista said...

querida Teresa es un placer volver a mirar en tu ventanita y ver que se sigue escribiendo poesía bella, suave y sencilla como hay que escribirla, yo voy de recital en recital, me llaman para declamar, además del taller de declamación que ya me han dicho que tienen que ser más días, bueno ahí estamos. este año al menos soy feliz y estoy tranquila, no vivo en el infierno como el año pasado besos desde España para todos los poetas